Archivo de la etiqueta: microcuentos

microcuentos del cuento iv

microcuentos de el cuento I

microcuentos de el cuento II

microcuentos de el cuento III

Desde 1964 y hasta su muerte, en 1994, Edmundo Valadés escribió, recopiló y tradujo relatos breves para su revista El Cuento.

Entre aquellas páginas intercalaba, como cerezas de un pastel, en pequeños recuadros, minificciones con una viñeta.

Una de las cosas que más me gustaba de aquellas publicaciones, es que el dibujo que ilustraba, en ocaciones, no tenía nada que ver con el microrrelato propiamente ilustrado. Si el cuento hablaba de hadas, por ejemplo, ponían un submarino, y si hablaba de guerra, ponían un sapo.

Sin más, y enterados de lo anterior, microcuentos de El Cuento, re-ilustrados:

16

17

18

19

20

microcuentos del cuento III

microcuentos de el cuento I

microcuentos de el cuento II

Desde 1964 y hasta su muerte, en 1994, Edmundo Valadés escribió, recopiló y tradujo relatos breves para su revista El Cuento.

Entre aquellas páginas intercalaba, como cerezas de un pastel, en pequeños recuadros, minificciones con una viñeta.

Una de las cosas que más me gustaba de aquellas publicaciones, es que el dibujo que ilustraba, en ocaciones, no tenía nada que ver con el microrrelato propiamente ilustrado. Si el cuento hablaba de hadas, por ejemplo, ponían un submarino, y si hablaba de guerra, ponían un sapo.

Sin más, y enterados de lo anterior, microcuentos de El Cuento, re-ilustrados:

microcuentos de el cuento II

microcuentos de el cuento I

Desde 1964 y hasta su muerte, en 1994, Edmundo Valadés escribió, recopiló y tradujo relatos breves para su revista El Cuento.

Entre aquellas páginas intercalaba, como cerezas de un pastel, en pequeños recuadros, minificciones con una viñeta.

Una de las cosas que más me gustaba de aquellas publicaciones, es que el dibujo que ilustraba, en ocaciones, no tenía nada que ver con el microrrelato propiamente ilustrado. Si el cuento hablaba de hadas, por ejemplo, ponían un submarino, y si hablaba de guerra, ponían un sapo.

Sin más, y enterados de lo anterior, microcuentos de El Cuento, re-ilustrados: